Diferentes incentivos laborales no económicos para tu empresa.

“La Experiencia del Empleado es la suma de todo lo que un empleado experimenta a lo largo de su relación con una organización”.


Denise Lee Yohn

Más allá de la contraprestación económica que reciben tus empleados, ¿te has llegado a plantear de qué otra manera podrías incentivarlos? Su esfuerzo y trabajo puede ser recompensado de diferentes maneras, en este caso no económicas, que ayudarán a que tu empleado se sienta más valorado y trabaje con una mayor motivación.

“Según un estudio elaborado conjuntamente por Opener Institute for People y el prestigioso Wall Street Journal, los empleados felices están un 36 % más motivados y son un 31 % más eficientes.”

Normalmente, dichos incentivos no económicos, comprenden necesidades como el ocio, la conciliación familiar, formación etc.

La motivación: elemento clave para un empleado.

La motivación, tal y como lo conocemos, se define como el entusiasmo, el nivel de energía, el compromiso y la cantidad de creatividad que un empleado aporta diariamente a la empresa.

Puede ser de dos tipos:

  • Intrínseca
  • Extrínseca

Es necesario que la empresa entienda que cada empleado se comporta de una manera diferente. Por ello, motivar a los empleados de una manera más afectiva, requiere tener una mayor comprensión de los diferentes tipos y formas de motivación.

La motivación intrínseca se caracteriza por el deseo del empleado de empeñar bien su trabajo, en cambio, la motivación extrínseca, es causada por factores externos que incitan al empleado a realizar su tarea.

La contraprestación económica que recibe un empleado por su trabajo, el salario, es el elementos más común de la motivación extrínseca. Todo salario justo es la base de la motivación laboral de cualquier empleado, y por consiguiente, de su compromiso con la empresa. Es por ello, que dicho salario es el principal elemento que se revisa cuando la desmotivación laboral de un equipo invade la empresa.

No se debe olvidar que los incentivos económicos obtenidos por buenos resultados, no es lo mismo que una mejora salarial. A priori, esta solución puede llegar a crear una mayor motivación en los equipos, pero, no es ni la mas efectiva ni eficiente de los diferentes tipos de motivación laborales, sobretodo a largo plazo. Los incentivos económicos puntuales, no es la solución a la desmotivación laboral, unicamente camufla las consecuencias.

Ejemplos de diferentes incentivos laborales no económicos.

A día de hoy, muchas empresas emplean para el aumento de motivación de su equipo, diferentes tipos de incentivos no económicos. Su único fin es poder llegar a sus trabajadores de una manera diferente a la monetaria, para satisfacer otro tipo de necesidades, con acciones pensadas para ellos.

Aquí os dejamos diferentes incentivos no económicos:

1.RECONOCIMIENTO

Un email, una carta, una llamada, son maneras diferentes de reconocer de manera pública el trabajo realizado de un trabajador o de un equipo. La gamificación, como hemos hablado en artículos anteriores, es otra manera de reconocer, de manera pública, el esfuerzo y trabajo de los empleados. Gracias a esta técnica, tanto el compromiso, como el rendimiento y la motivación de los empleados, se ven altamente incrementados.

En GumsUp, somos especialistas en en plataformas de fidelización y sistemas de motivación comercial. Gracias a estrategias como la de la gamificación, reforzarás la motivación personal y mejorarás las dinámicas de grupo.

Nuestra plataforma potencia las interacciones sociales positivas entre el equipo, creando sistemas de reconocimiento y apoyo entre empleados.

2.FLEXIBILIDAD HORARIA

En la actualidad, y más desde la pandemia por Covid-19, numerosas empresas han apostado por permitir una flexibilidad horaria, para que el propio trabajador optimice el tiempo según su criterio. La confianza que muestra la empresa en sus equipos, incrementa de manera considerable su motivación, así como su compromiso y responsabilidad, creando un mejor ambiente laboral.

El Instituto Internacional de Ciencias Políticas de España, realizó un estudio sobre las empresas que apuestan por una conciliación entre trabajo y familia y su impacto en el mundo empresarial. Dicho estudio analizó las medidas llevadas a cabo por empresas en materia de conciliación en una lista encabezada por Repsol, que apuesta por la flexibilidad horaria, el teletrabajo y con beneficios asistenciales; seguida por AGBAR y Vodafone, con bajas maternales y paternales de mayor duración y Mercadona, con guarderías en el propio centro de trabajo.

3. FORMACIÓN

Son muchas las empresas que ayudan a sus empleados en cuanto a formación se refiere. Cursos, másters, clases particulares, diferentes maneras en las que los empleados aumentan su conocimiento, habilidades y capacidades. Es un tipo de incentivo en el que a parte del trabajador, la empresa también se beneficia.

4. SERVICIOS

Otro incentivo no económico muy recurrente para aumentar la motivación son los servicios que aporta una empresa a sus trabajadores. Seguros médicos, abonos de gimnasio, alimentación bajo una dieta saludable, guarderías, productos gratuitos etc.

La corporación internacional dedicada a la fabricación y venta minorista de muebles IKEA, cuenta con café gratis para sus empleados, descuentos de hasta el 15% en sus restaurantes, seguro médico, plan de pensiones, plan de ahorro y servicios internos, sala de juegos y de descanso. Otro ejemplo es el de la cadena de supermercados alemana LIDL, que cuenta con programas específicos sobre alimentación saludable, gestión del estrés, ergonomía y promoción de la actividad física.

“Las ventas de un empleado satisfecho ascienden un 37%, su productividad mejora hasta un 31% y la precisión de sus tareas aumenta un 19%. Todo esto sin contar con los innumerables efectos positivos sobre su salud y su calidad de vida”.


Shawn Achor, «The Happiness Dividend» – Harvard Business Review.

En definitiva, un trabajador motivado podrá rendir más en su puesto de trabajo ya que se sentirá mejor y realizará sus tareas con mayor eficacia. Su sensación de pertenencia a una empresa u organización aumentará, reforzando así su predisposición a proponer nuevas ideas, beneficiando la productividad de la compañía.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento y para fines analíticos. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Configurar y más información
Privacidad